COMISIÓN CAMBIO CLIMÁTICO

Acciona exige más coordinación en las políticas de lucha contra el cambio climático

  • Durante su intervención en la Comisión para el Estudio del Cambio Climático, Carmen Becerril se mostró convencida de que las medidas de renovación que exige la lucha contra el cambio climático “van a jugar en positivo en España”.

Acciona exige más coordinación en las políticas de lucha contra el cambio climático Imagen de archivo

España necesita un plan de lucha contra el cambio climático que se ejecute de forma "más integrada y consensuada" tanto dentro del propio Gobierno como a nivel de las Comunidades Autónomas, señaló hoy la consejera Externa de Acciona, Carmen Becerril, quien reclamó más "coordinación" en esta materia.

Durante su intervención en la Comisión para el Estudio del Cambio Climático, Becerril se mostró convencida de que las medidas de renovación que exige la lucha contra el cambio climático “van a jugar en positivo en España” y supondrían creación de empleo, por lo que “es triste” que no se lleven a cabo de manera más coordinada.

Actualmente, existen “políticas dispares entre unos departamentos y otros, y entre unas Comunidades Autónomas y otras”, lo que provoca un caos que da lugar a que las empresas no sepan “dónde y cómo invertir”.

Becerril lamentó ante los parlamentarios que en España no exista “un modelo regulatorio que permita avanzar hacia el desarrollo de nueva capacidad” en instalaciones renovables, aunque agregó que confía en que “existirá”.

A la consejera externa de Acciona le parece “una magnífica noticia para España”, que “quien vaya a impulsar la política energética y climática sea un español”, en referencia a la elección de Miguel Arias Cañete como Comisario de Clima y Energía.

“El hecho de que tenga una posición privilegiada será muy bueno para que desde los Gobiernos y desde la sociedad le lleguen mensajes claros sobre el compromiso con un modelo energético diferente al actual“, añadió.

“Maltratadas”

No obstante, Becerril dijo que no siempre ha compartido “la sensibilidad hacia el cambio climático” de Arias Cañete, ya que “las empresas españolas son líderes en renovables en el mundo” y se han sentido “maltratadas y no queridas” en su propio país.

“Miguel Arias Cañente, en Bruselas debe revisar esa sensibilidad y devolver el orgullo que tenemos que debemos tener por un liderazgo tan claro en este sector”, apuntó.

“Apostar por las renovables es adelantarse al futuro, lo que es rentable hoy pero no en el futuro es tener minas de carbón, o negocios intensivos en energía sin innovación tecnológica que responda al cambio climático”,.

Acciona considera que el recién anunciado objetivo de la Unión Europea de alcanzar un 27% de energías renovables en 2030 es “muy poco agresivo”, ya que “de forma natural se alcanzará un 24%”.

Becerril indicó también que es “esencial” que haya un mercado único de energía “para que estemos dando respuestas adecuadas a los retos que tenemos”.

Para la consejera externa de Acciona, Europa debe apostar por “un desarrollo tecnológico que le permita mantener el liderazgo” en energías renovables y llevar a cabo una transición energética “sin movimientos pendulares, que son la peor señal que se le puede dar al dinero, a la inversión y a las empresas”.

Señales certeras

“Tienen que haber señales certeras, si no será difícil que esas inversiones se lleven a cabo”, agregó.

Becerril agregó que el sector privado ve en la próxima Cumbre de Cambio Climático de Naciones Unidas, que se celebra en diciembre en Lima, “una oportunidad para tomar las decisiones que todos estamos esperando”.

La COP20 de Lima “es de la máxima importancia para que el año siguiente se llegue a un acuerdo global en la lucha contra cambio climático: de Perú tiene que salir el guión de qué se va a aprobar en París el año siguiente y cómo”.

En esa línea, Becerril dijo que el sector privado aspira a que en la Cumbre se acuerde “ir a un único mercado de carbono, que sería el mejor escenario para las empresas multinacionales, porque así pueden tener una expectativa homogénea”.

“Llegar a un acuerdo que permita fijar un precio para el carbono sería lo ideal”, aseveró Becerril, quien estimó que una cifra razonable sería 35 dólares la tonelada de CO2.

“Sólo así habría una reducción real de emisiones”, concluyó.EFE

cam




Secciones:            
Periodista ambiental de la Agencia EFE. Premio Fundación BBVA a la Conservación de la Biodiversidad 2017. 2013/14 Knight Science Journalist Fellow en MIT y Harvard. Investigadora de la comunicación del cambio climático en la Universidad de Oxford.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies