FERIA BIOCULTURA

30 años después…, arranca BioCultura Madrid

  • De los 15.000 visitantes y 40 expositores de 1985, a los 80.000 visitantes (previstos) y 700 expositores de 2014

     

30 años después..., arranca BioCultura Madrid Desodorantes ecológicos de piedra de alumbre: ecocosmética en BioCultura. EFE/Manuel Bruque

Desde hoy y hasta el próximo domingo 16 Madrid festeja en el recinto ferial de IFEMA la XXX edición de BioCultura, la principal feria del movimiento "bio" en España, con una amplia oferta de productos ecológicos certificados, no sólo en la alimentación sino en los sectores más diversos: desde la ecocosmética hasta la bioconstrucción pasando por el textil orgánico o las energías renovables, entre otros.

Todo comenzó en 1974, cuando un grupo de consumidores preocupados por la contaminación del medio ambiente y los alimentos comenzaron a reunirse entre ellos para estudiar cómo podían importar a España los principios de la agricultura biológica que ya se estaban practicando en otros países europeos.

Este puñado de pioneros fundó la Asociación Vida Sana, que se constituyó formalmente como entidad sin fines lucrativos para el fomento de la cultura y el desarrollo biológicos en 1981, el mismo año en el que elaboraron los primeros cuadernos de normas de agricultura ecológica en España.

A partir de ese momento, Vida Sana desarrolla una intensa actividad que, entre otras iniciativas, le llevó a organizar la primera campaña de concienciación pública contra la deforestación en España o a participar con un papel relevante en la Cumbre de la Tierra de 1992, además de inaugurar la primera edición de BioCultura en 1985.

El 23 de octubre de ese año, el entonces alcalde de la capital, Enrique Tierno Galván, inauguró aquella primera feria en el Pabellón de Agricultura de la Casa de Campo, donde 40 proveedores dieron la bienvenida a 15.000 visitantes.

Tres decenios después, BioCultura celebra su trigésimo aniversario con la idea de convocar al menos a 80.000 personas, que podrán asistir a diferentes ponencias, charlas, talleres y conciertos además de recorrer la muestra anual en la que más de 700 expositores presentan todo tipo de novedades en productos naturales, ecológicos y sostenibles.

El trabajo continuado de la asociación y de su principal referente ferial ha ayudado así a convertir a España en uno de los primeros productores en superficie ecológica de la UE, según fuentes de la organización, además de constituirla en un referente internacional en valores de ecología y sostenibilidad sobre la idea de que “sin respeto por el medio ambiente, nuestra sociedad no tiene futuro”.

BioCultura en toda España

Productos ecológicos de BioCultura. EFE/MANUEL H. DE LEÓN

Productos ecológicos de BioCultura. EFE/MANUEL H. DE LEÓN

Además de Madrid, otras ciudades españolas como Barcelona, Valencia y Bilbao acogen anualmente las sucesivas ediciones de este punto de encuentro para todo tipo de referencias naturales, básicamente alimenticias: desde el hidromiel casero o el vino de mandarina hasta el jabugo más caro del mundo.

Sin embargo, BioCultura ha ampliado sensiblemente su campo de actuación durante estos treinta años, de manera que el visitante encontrará propuestas en las más diversas materias que, además de los expositores, podrá experimentar en talleres, seminarios y mesas redondas dedicados a la experiencia de vivir en una casa biopasiva sin consumo energético, cómo poner en marcha o mejorar una tienda de bioalimentación, la importancia de las redes sociales en el crecimiento del sentimiento “verde” o la fabricación en casa de pan sin gluten para celíacos, entre muchas otras materias.

Ecocosmética 

Uno de los sectores en los que más se está trabajando en los últimos tiempos es el relacionado con la cosmética natural, según ha revelado a EFEverde Montse Escutia, secretaria de Vida Sana y responsable de la Red Ecoestética.

“Muchas personas piensan exclusivamente en el maquillaje femenino cuando hablamos de esto, pero existen muchos productos de este tipo que son de uso diario como el jabón, las cremas de manos o los bronceadores y que ya constituyen una seria alternativa a los de origen industrial”, precisa Escutia.

Artículos de origen exclusivamente natural, no testados con animales de laboratorio, “para él y para ella”, podrán probarse y adquirirse en el showroom permanente de cosmética ecológica que alberga BioCultura.

Fuentes de la organización han insistido en que “el trabajo hecho con pasión siempre acaba dando sus frutos” y por ello “hoy se puede celebrar el éxito de esta iniciativa tras muchos años de predicar en el desierto, de todo tipo de trabas y de lucha contra enormes molinos de viento”.

La entrada a la feria incluye el acceso a todas las actividades además de degustaciones, espectáculos de cocina bio, sesiones de ecocosmética o el Festival Ecológico de la Infancia de Mama Terra, destinado a los más pequeños.

 




Secciones:                
Pedro Pablo G. May
Periodista y escritor, con más de treinta y cinco años de experiencia, siempre interesado en la Naturaleza, la ciencia y las nuevas tecnologías.

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies