Rollitos de calabacín “queseros”

Rollitos de calabacín

Platos ligeritos, sencillos y sobre todo que entren por los ojos. Así es la primavera, que la sangre altera pero también los paladares. Porque, el que los días sean más largos y que los grados de nuestro termómetro empiecen a subir paulatinamente nos lleva poco a poco a dejar las cucharas relegadas a un segundo plato, nunca mejor dicho.

Ahora apetece lo fresquito y lo sano, por eso quiero dar la bienvenida a la primavera gastronómica con esta receta de rollitos “queseros” de calabacín sobre alga Nori y con unas gotas de salsa de queso azul. Como siempre intentando ser un poco “heterodoxa” en la cocina y jugando a crear nuevos sabores y formas de comer.

Está claro que el incuestionable protagonista de esta receta es el calabacín, una verdura que es fuente de vitaminas, minerales y antioxidantes. Está compuesto sobre todo por agua e hidratos de carbono y su consumo supone un aporte moderado de fibra.  Además, es  un alimento fácil de digerir y con un ligero efecto laxante. El queso de untar con el que hemos rellenado estos rollitos es el encargado de aportar el calcio a esta receta.

Ingredientes para 4 personas

1 calabacín grande

8 lonchas de jamón york

200 gramos de queso para untar

Un trocito de toritilla de patatas

Un poquito de queso azul

Medio brick de nata para cocinar

Aceite de oliva

Sal

Pimienta

Pepitas de sésamo

Preparación

Lavamos bien los calabacines y, sin pelarlos, los cortamos a lo largo y en lonchas finas.

Ponemos un poquito de aceite en una sartén y doramos las lonchas de calabacín hasta que se reblandezcan.

Retiramos los calabacines y dejamos que se templen un poco.

A continuación formamos los rollitos con una loncha de calabacín, queso de untar, una loncha de jamón york y un trocito de tortilla, que tuviéramos hecha previamente.

Para la salsita que echaremos por encima una vez estén montados los rollitos, ponemos en un cazo el queso azul con medio brick pequeño de nata para cocinar y una pizca de sal.

Removemos hasta conseguir una salsa espesa.

Finalmente montamos el plato a nuestro gusto. Yo he puesto una base de alga Nori(la misma que utilicé para hacer el sushi que os presenté hace unas semanas) y encima los rollitos.

Luego he cubierto los rollitos con unas gotas de la salsa de queso azul y, por último, he espolvoreado unas pepitas de sésamo.

¡Que aproveche!

 




Secciones:   
Redacción EFEverde
Un equipo de periodistas especializados en periodismo e información ambiental de la Agencia EFE www.efeverde.com y www.efefuturo.com