SALUD AMBIENTAL

‘Salud Ambiental en la Escuela”, un proyecto para transformar el planeta

  • Salud ambiental  para  niños.

'Salud Ambiental en la Escuela Vista del paisaje de una zona industrial al oeste de San José, Costa Rica

EFEVERDE.- Enseñar a los más pequeños los hábitos de los mayores que perjudican al medio ambiente y a su salud, y cómo una cadena de pequeños cambios en nuestra actitud cotidiana están destinados a transformar nuestro planeta, es el objetivo  de la Fundación 'Vivo Sano', según explica su director, Alfredo Suárez.

“Salud Ambiental en la Escuela. Por una vida más sana” es el programa de la Fundación ‘Vivo Sano’, destinado a los alumnos de primaria, orientado a llamar la atención de los más pequeños y a mostrarles sencillas alternativas más adecuadas, para hacer de su paso por el mundo un camino más saludable.

El director de la Fundación Vivo Sano, Alfredo Suárez, habló con EFEverde para explicar cuáles son los objetivos de la organización y de qué forma llevan a cabo su trabajo. “Vivo Sano comenzó en el año 2010, con el objetivo de ayudar a que más personas puedan vivir más felices, más sanas durante más tiempo, en lugares sanos y en organizaciones eficientes”, dijo Suárez.

La Fundación ‘Vivo Sano’ tiene la intención de crear una sociedad más saludable donde las personas se encuentren bien en todos las áreas principales de su vida y favoreciendo la empatía con el medio ambiente.

FORMACIÓN E INFORMACIÓN PARA LOS CAMBIOS IMPORTANTES

Según Suárez, “para lograr que las personas sean más sanas, sobre todo, lo que hacemos es intentar proporcionar la formación y la información más plural, inteligible y práctica, para que cada persona pueda responsabilizarse de su salud y pueda ir haciendo pequeños cambios en su vida que, sumados, puedan ser cambios importantes para el medio ambiente”.

El director de ‘Vivo Sano’ indicó que “somos conscientes de que la cantidad de información que hay en internet es brutal, sin embargo, la cantidad de personas que la ponen en práctica para hacer un cambio es mucho más reducido”.

 Alumnos de primaria de la escuela Sant Felip Neri se divierten durante el recreo.  EFE/Julián Martín

Alumnos de primaria de la escuela Sant Felip Neri se divierten durante el recreo.
EFE/Julián Martín

“Nuestra intención – subrayó Suárez- es ser capaces de adaptar esa información al ritmo y a la persona de hoy en día para que la pueda poner en práctica. Para hacer comprender lo que es un entorno sano nos ocupamos tanto del entorno cercano como del entorno más global del medio ambiente y esa es una de las cuestiones principales que estamos desarrollando”.

El ejemplo que se vive en otros países de Europa fue el aldabonazo a través del cual ‘Vivo Sano’ desarrolló su propio programa para trabajar, “al comprender la importancia de la cultura que se elaboraba en esos países sobre el impacto que tiene el entorno con respecto a nuestra vida y nuestra salud”, indicó Suárez .

En el trabajo con los niños, Suárez argumentó que “a través de juegos y charlas, los niños van aprendiendo poco a poco a identificar dónde se encuentran los peligros de las intoxicaciones, así como de los gérmenes en el mal uso de determinados productos”.

Para la Fundación, lo principal es que la persona se conciencie de que tiene una responsabilidad, que tiene que ejercer un cambio y de esta forma llevarlo a más población posible.

Para desarrollar este planteamiento, la fundación Vivo Sano se ha marcado como objetivo, “desarrollar la salud ambiental desde la escuela y enseñar cómo influyen nuestras actitudes en el entorno, en las próximas generaciones y en el medio ambiente”.

Suárez subrayó que “la Organización Mundial de la Salud (OMS) asegura que cuatro de las enfermedades más extendidas en el mundo tienen que ver con problemas ambientales y que unos tres millones de niños menores de 5 años fallecen por culpa de estas enfermedades que dependen del entorno”.

“Lo más importante es que una gran parte de estas enfermedades serían evitables con mejores hábitos de vida y en entornos saludables. Es ahí donde nosotros queremos incidir, porque pensamos que modificando nuestras conductas y los lugares donde desarrollamos nuestra vida podríamos prevenir una gran cantidad de problemas”, manifestó el director de la Fundación.

“Aquí no se habla de tóxicos químicos -dijo Suárez- sino de todos los problemas del entorno como pueden ser los causantes de la malaria o la disentería. Tenemos que tener claro que muchas veces el desarrollo de problemas de salud proceden del lugar donde nos movemos”.

La tarea que lleva a cabo la Fundación dirigida a los menores de la escuela se realiza “a través de unos talleres prácticos, tres en total, lo primero que hacemos es concienciar a los niños de que a nuestro alrededor existen una serie de sustancias, de agentes que son capaces de afectar a nuestra salud”, subrayó  Suárez.

“En el segundo taller -continuó Alfredo Suárez-  se enseña que eso no es únicamente lo que ocurre a nuestro lado sino que en menor medida nos pasa con el desodorante que utilizamos, con la comida que ingerimos o con el ambientador que ponemos, y el tercer y último es mostrar que somos capaces de tomar medidas y hacer cambios para que esos hábitos se puedan corregir”.

El director de la Fundación ‘Vivo Sano’ concluyó que “lo que ofrecemos a los niños son textos y enseñanzas muy sencillas y a ellos les gustan porque lo ven como cuestiones muy tangibles”. EFEverde

 

 




Secciones:        

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR